Home » Culturales, Destacado, España, Literatura, Portada » Para entender a los plumíferos españoles, o plumillas

Para entender a los plumíferos españoles, o plumillas

En España escribir es llorar, dijo el clásico, y vivir de la plumilla casi imposible

España tiene las apariencias de un país europeo, o civilizado, pero no la realidad que es pobre, ha sido siempre pobre y regresa a la pobreza de siempre como el pobre ratón que corre a meterse en su agujero.

Les duró la insolencia menos que un coche nuevo.

Por eso hay que entender lo que escriben, entender a los que escriben, saber de la perra vida que llevan los que escriben,  y yo os voy a dar la Píldora Roja, esa que se toma el de Matrix y se espabila que vive en un mundo de falsas apariencias.

(La Píldora Roja, para que veáis que aquí estamos en la última de hecho ese artículo de Wikipedia no tiene traducción en español, toma ya)

Los plumíferos españoles que fracasan en pasar una oposición, que fracasan en la literatura, que fracasan en trabajar en un diario bueno (hay diarios decentes en España, no más de quince), que fracasan en trabajar hasta en un diario pongamos como La Verdad de Murcia (que lo único que imprimen de verdad, es la fecha, y a veces se han equivocado), que fracasan en pegarse al poder autonómico o nacional, pero que tienen que comer, ahora juntan algunas perras escribiendo en blogs mantenidos por oscuros agentes sociales, por supuesto de derechas la izquierda no tiene un duro.

Así te encuentras en España blogs como el  http://acratasnew.blogspot.com/   que mezcla cosas incoherentes  -y los españoles son bastante poco racionales y, sorpresa, sorpresa en la escuela no les enseñan a razonar, sólo a memorizar::  la memoria es la inteligencia del tonto) y blogs como el    Think Tank Juan de Mariana  que es si cabe hasta más torpe y más lamentable y a cuyos plumillas se les nota que mascan la rabia y odian lo mismo que escriben porque son pobres y la necesidad

Andrés Trapiello, que no me deja mentir.  Trapiello hoy es un escritor de cierta fama que ha logrado entrar en lo que en sus tiempos de pobreza indigna llamaba  El Club de las Almendritas Saladas.  Por ser el refrigerio que dan en esos encuentros literarios, canapés y almendritas saladas, con suerte vasito de vino blanco.

Un escritor muy admirado por mi, de su obra Salón de Pasos Perdidos compro cada número que aparece, de la Editorial Pre-Textos, viene a ser una autobiografía o dietario novelado, retrato de su tiempo.

Pero cuando Trapiello llegó a Madrid la pasó canutas y se ganaba unas pesetillas escribiendo crítica de arte para una revista de editor sinvergüenza y tacaño.  Trapiello escribía crítica de arte de cuadros en exposición, sin conocer al autor, sin haber visto la exposición, sin haber visto los cuadros, sin idea de la escuela a la que pertenecía, sin tener el catálogo y hasta sin tener los nombres de los cuadros que se iban a exponer  !!

(esto lo cuenta él, en uno de esos libros)

Y encima lo hacía bien, o no peor de lo usual.

Chapeau, Trapiello:  un capo el tío, yo eso no soy capaz de hacerlo.

Y Trapiello la pasaba bien comparado con Francisco Umbral, que cuando Umbral llegó a Madrid fracasó pero bien fracasado, no pudo ni pagar la pensión y se tuvo que ir a unas cuevas a vivir con los gitanos, y tiene entradas Paco Umbral en comisaría por cafishio de una puta gitana que tenía.  La madre de Umbral había sido prostituta en un burdel cuando la guerra y lo tuvo de un soldado del quinto, quinto, con el Quinto Regimiento.

Oye, como corresponde a un Premio Cervantes, que de hombres se hacen los Obispos que dijo una madre.

Así que nada de tomarse en serio a estos plumillas extremistas de la izquierda o de la derecha extremas, que tienen que llenar el vientre de mal año, y hoy defienden a la Siderurgia contra la Metalurgia y mañana a la Metalurgia contra la Siderurgia -expresión del propio Umbral, que se la atribuye a otro periodista.

Para saber más

,,

Be Sociable, Share!

Leave a Reply

© 2011 Armando Bronca · Revista Digital Cultural · RSS · Theme adaptado por OcioUp y diseñado por Theme Junkie

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies